Argentina

EE.UU., Según pudimos conocer, el pastor Tommy Moya, su esposa y sus dos hijas partieron hacia un centro de las Asambleas de Dios en Ohio, en el Medio Oeste, para iniciar un largo proceso de restauración de las heridas que causó en la familia el escándalo de infidelidad conyugal en que se vieron envueltos.

El liderazgo de la iglesia Centro Cristiano de Restauración (CCR), de Florida, de la cual Moya era su pastor principal, fue asumido por Myriam Saldaña, cofundadora de dicha iglesia, con 35 años de experiencia en el ministerio y autora del libro Nada es en vano, de la editorial Casa Creación. La pastora Saldaña, que recientemente había asumido otras funciones misioneras, fue invitada a regresar de inmediato por la junta de gobierno del CCR a raíz de los acontecimientos.

Tanto las familias implicadas en el conflicto conyugal como la propia iglesia CCR están siendo intensamente atendidas por diferentes grupos de reputados pastores, entre los que se encuentran los pastores Satirio Dos Santos, de Cúcuta; Mizraim Esquilín, de Puerto Rico, y Basilio Patiño, de Colombia.
 
El sitio web informativo EnVerdadTeDigo.com, de la agencia ChristianEditing, que difundió ampliamente la noticia, recibió cientos de apasionados comentarios provenientes de todo el mundo. Pasando por el asombro y la frustración, los sentimientos del pueblo evangélico ante el escándalo de infidelidad del famoso pastor van desde la condena intransigente hasta la defensa radical. Sin embargo, la mayoría de los mensajes son de apoyo a la restauración de Tommy Moya.

Según trascendió, las opiniones de los miembros del CCR, que congrega a cerca de tres mil fieles, están igualmente divididas.

El reverendo Luis Angel Díaz-Pabón, que sigue el tema con interés, dijo para esta nota que ha recibido gratas noticias directas del pastor Tommy Moya, entre ellas las del perdón de su esposa e hijas. “A pesar de que él no ha estado concediendo entrevistas, supe que ha leído los mensajes que cientos de personas han plasmado en la web”, comentó.

“Aunque el proceso de restauración será largo, siento que Tommy está asumiendo una actitud bíblica de arrepentimiento, confesión y restitución. Gradualmente veremos los frutos dignos de arrepentimiento. Mantengámonos orando no solo por Tommy sino por todas las partes afectadas a quienes también Dios está ministrando”, dijo Díaz-Pabón.

El pastor y médico siquiatra Larry Pacheco, que acaba de lanzar un libro con la editorial Unilit sobre el proceso de restauración entre los fieles cristianos, nos comentó que ningún pecado es más grave que otro, “el que ha caído, conocido o anónimo, puede ser restaurado por el poder sanador del Cristo resucitado y glorioso”, dijo. “El ‘escándalo’ público es algo externo al caído y está constituido por el juicio de los demás, por el dolor en sus corazones, por ‘sentirse’ decepcionados por ese pecado, porque ven al hombre y ponen su mirada en él y no en el tesoro que Dios ha colocado en él”, explicó.

Al preguntársele qué aconsejaría en el proceso de restauración de Tommy Moya, el doctor Pacheco dijo que hay que “verlo como Dios lo ve; amarlo con el amor incondicional e inagotable con que Dios lo ama, y esto significa que no se debe juzgar ni entrar en conjeturas de agravantes o atenuantes de su pecado, porque ya fue perdonado por la muerte de Cristo en la cruz, y no vamos a ser más misericordiosos que Dios”.

El experto en restauración cristiana dijo que “lo único que debemos hacer es orar por él, por su familia, por la otra persona involucrada y por la familia de la otra persona, así como por su congregación y por el cuerpo de Cristo como uno solo que somos todos. La restauración es un proceso que está sólo en las manos de Dios.”
 
CCR, ¿un cazador cazado?
Para muchos resulta contraproducente pero también aleccionador que una iglesia como el CCR, cuya misión es precisamente la restauración, se haya visto envuelta como doliente de un proceso similar.

Según observadores, esta crisis evidencia que el esquema de liderazgo de culto a la personalidad de muchas iglesias evangélicas también merece ser revisado.

“Estamos en el proceso de ver qué ajustes serían necesarios, pero la Iglesia sigue hacia adelante, informó Pablo Millán, portavoz del CCR. “Todos los programas y actividades siguen adelante”, dijo.

Lydia C. Morales, directora de la editorial Casa Creación y miembro ella misma del CCR, nos dijo que tanto la iglesia como la editorial eventualmente estarán informando sobre la situación.

Al cierre de esta nota, Casa Creación todavía no había decidido si continuar o no con la distribución de los dos libros de Tommy Moya, esperando por la evolución de los acontecimientos y el sentir del público.

Cuando Dios hace las preguntas, el tercer libro de Tommy Moya, el cual invita al lector a prepararse para las preguntas que Dios tiene, fue detenido en imprenta por dicha casa editorial.

(ChristianEditing) (AgenciaORBITA).-

Creative Commons License
Este articulo esta bajo unalicencia de Creative Commons..